TESTIMONIOS

 DSC0006

Cati Y Tomeu

Queríamos que todo saliera perfecto el día de nuestra boda. Nos dejamos la piel en los preparativos y la organización, pero también quisimos cuidar con mimo aquello que quedaba después del día más importante de nuestras vidas, las fotografías. Por eso elegimos a Àngel Fotògraf, porque sabíamos que su trabajo, que conocíamos por amigos, no sólo perduraba en el tiempo, sino que mirando las fotos podríamos revivir ese día  las veces que quisiéramos. Àngel Fotògraf supo captar las emociones del día de nuestra boda, no tan solo buscó la belleza en las imágenes, sino que captaba aquello que cada uno sentía o le ocurría en ese instante, y esto fue lo que para nosotros nos hizo elegirlo.

Mimados en todo momento con su buen trato y cariño, todo resultó mucho más fácil y sobre todo natural, que era lo que buscábamos. No queríamos sobreactuar, y para ello debíamos estar tranquilos, algo que gracias a todo el equipo conseguimos en todo momento.

Nos propusieron fotografías atrevidas, divertidas y otras más íntimas y personales. Implicaron a todos los invitados a participar, sobre todo a los amigos más allegados y nuestras familias.  Provocaron mil emociones para luego hacerlas eternas en el resultado final. Y eso queríamos.


 DSC9189

Sergi y Cristina

Si un fotógrafo busca una mirada cautivadora, a nosotros nos cautivó su trabajo, sin duda alguna. El trato recibido y las ganas contagiosas de todo el equipo de Àngel  Fotògraf, fue lo que nos hizo falta para que mi pareja y yo nos sintiéramos bien. No estábamos acostumbrados a ser el objetivo de una cámara que busca fotografiar cada cosa que sucede ese día.

Principalmente nos aportaron tranquilidad, saber que has elegido a buenos profesionales y que de alguna manera te despreocupas  porque confías en ellos y sabes que va a hacer un buen trabajo, sin más. Y tener esta sensación en un día tan lleno de detalles que has supervisado mil veces, la verdad es que es de agradecer.

Al poder observar el trabajo final, nos sorprendió más todavía. Nos mostraron momentos que nos pasaron desapercibidos, captaron cada detalle importante del día y muchas emociones. La verdad es que fue una boda especialmente emotiva y se nota en el álbum de fotos. Puedes incluso revivir cómo te sentías en ese momento!

Como novia me hicieron sentir muy especial, me trataron con cariño y no exagero si digo que sacaron lo mejor de mí. Los dos estamos muy contentos con su trabajo, el cual aprovechamos esta oportunidad para recomendarlo, de hecho ya lo hacemos sin darnos cuenta cada vez que nombramos a todo su equipo. Son formidables, de verdad, y divertidísimos. Elegirlos fue todo un gran acierto.


Dani-virginia

Dani y Virginia

Elegimos a Àngel Fotògraf al ver el reportaje de fotos dela boda de unos amigos. Nos pareció impresionante. Las fotos eran espectaculares, y además, pudimos ver cómo trabajaban en la boda de estos amigos y luego en la nuestra, dos situaciones diferentes con las que tienes dos puntos de vista y el doble de razones para elegirlos.

Como invitados a la boda, te quedas con el trato que dan a todos los invitados, cómo consiguen que participen, cómo captan los mejores momentos, cómo provocan situaciones que traducen en unas fotografías impresionantes.

Como novios, lo ves  todo de otra manera. No dejaron de estar pendientes de nosotros en ningún momento, pero pasando desapercibidos, haciendo su trabajo como si no estuvieran. Y una vez pasados los momentos más importantes de la boda, se implican al cien por cien para sacar lo mejor de todos nosotros. Implican a los familiares, los amigos, los invitados en general, despertando el lado más divertido, más loco para conseguir fotos llenas de vida y divertidísimas. Tienen una creatividad e imaginación desbordantes, pero también una improvisación envidiable.

Volveríamos a contar con ellos para los acontecimientos más señalados de nuestras vidas, claro que sí, porque queremos que los embellezcan y eternicen como sólo ellos saben hacerlo.